Confio Camino

Gracias por las tempestades,
y gracias también por las piedras del camino

Gracias por los soles que inspiran silencio, y por las lunas que deslizan estrellas en la piel

Gracias por los granizos y por los vientos enfadados

Gracias por los rayos que acarician ramas, y a los blancos pétalos que visitan madrugadas despiertas

Gracias a los tallos de las flores que penetran inocencia en el amor, y a las hojas cómplices que acunan instantes como racimos de uva que abrazan

Gracias a los limones por ofrecer su aroma incondicional, y a las naranjas por ser dulzura y sensualidad desmedida

Gracias a los tiernos muros que acogen las hiedras con amor

Y a las serpientes que honran las moradas de los néctares que subliman

Tan solo vivir, vivir en un continuo suceso de instantes, tan solo respirar…y aquí, conmigo, abrazar, sostener y llenarme de vida, a cada instante, con lo que surge

Confío y camino