Parvati

El nombre de la diosa Parvati, también conocida como Gauri, significa “hija del monte Párvata” o “arroyo de montaña”. Esta diosa es hija de Hima-yat (“que tiene nieve”, los montes Himalaya) y esposa del dios Shiva. Además es madre de Ganesh (dios con cabeza de elefante) y de Kartikeya (Skanda o Kartikeya, el dios de la guerra). En algunas comunidades se cree que también es hermana de Vishnu.

 

Cuando Parvati se muestra junto a Shiva aparece normalmente con dos brazos, pero cuando está sola se le representa con cuatro u ocho brazos y a lomos de un tigre o león. Generalmente es una diosa considerada benevolente, pero a veces Parvati tiene encarnaciones coléricas como Durga, Kali, Shitala Devi, Tara, Chandi y las Mahavidyas, aunque también tiene encarnaciones benévolas como Kathyayini, Mahagauri, Kamalatmika, Bhuvaneshwari o Lalita.

 

Esta diosa en el hinduismo representa la energía cósmica, el ciclo de vida, la naturaleza cambiante que nace y muere

 

El mito cuenta que el Dios Shiva, Dios de la Destrucción, se había retirado del mundo y no estaba ejerciendo sus obligaciones para mantener el mundo en equilibrio (Brahma era el Dios de la Creación, Vishnu el del mantenimiento y Shiva el de la Destrucción y para que todo estuviera en equilibrio, era necesario que Shiva recobrara su actividad como Dios Destructor).

 

Esto ya había ocurrido antes, y los grandes Dioses sabían que la única forma de traerlo de vuelta al mundo y a la vida era a través de la Gran Diosa Shakti. Anteriormente, cuando Shakti vino al mundo para casarse con Shiva y sacarlo de su estado meditativo, los otros Dioses y reyes la habían despreciado y ella, dándose cuenta de que el mundo no estaba preparado para aceptar el poder femenino y venerarlo, se había inmolado en una hoguera y había dejado al mundo en un gran colapso.

 

Así pasaron los milenios hasta que el Dios Brahma, Dios de la Creación, imploró de nuevo a Shakti que volviera y les ayudara. Ante la adoración e insistencia de Brahma y otros Dioses, Shakti decidió volver, esta vez reencarnada en Parvati.
Parvati llega al mundo en forma de inocente doncella y, al principio, no consigue la atención del Dios Shiva. Es entonces cuando se hace consciente de su poder y toma la firma determinación de conquistar su corazón, a través del yoga y la meditación y a través de la transformación interna, creando una atracción magnética en sus perfiles

 

Esta diosa se caracteriza en la cultura hindú por ser el símbolo de la feminidad y todas las facultades del mismo, protectora de los nacimientos de todas las criaturas, protectora de la magia. La diosa Parvati en su forma pura es a la que se le atribuye la energía de la creación de todo o que nace muere pero así como muere volverá a renacer siendo esta la diosa del amor incondicional a todas las criaturas.

 

La representación de Parvati se mantiene al lado dem dios Shiva ya que estos dos existen como una misma deidad, al ser Parvati la energía cósmica (prakriti) y shiva la consciencia (puruscha) estos dos visto de otro punto de vista representa el universo la materia y el espíritu.

 

La diosa Parvati es considerada como el símbolo de la feminidad, de la energía de la naturaleza, la fertilidad. Es conocida también como la protectora de los nacimientos, la magia, la producción y los sueños, por lo que representa la feminidad, la amabilidad de la mujer, el amor incondicional de madre,

 

Parvati representa la unión entre lo masculino y lo femenino, no solo ente hombre y mujer sino entre las dos partes intrínsecas en cada persona. representa la unión del cuerpo y el espíritu, así como la determinación y la fuerza de voluntad. Vinculada al éxtasis, la sexualidad tántrica

 

Parvati es también representación del valor necesario para alcanzar nuestros objetivos y la sabiduría para discernir la dirección apropiada para ello. Parvati es la fuerza de voluntad para conseguir nuestros sueños y para luchar contra los obstáculos que nos vamos encontrando en el camino hasta conseguirlos.

 

Mantra
sarva mangala mangalye
sive sarvatha sadhike
saranye try ambike gauri
narayani namo stu te

 

la compañera del señor Shiva, Tú la dorada, te reverencio, tu haces que todo sea posible amparas a todos los seres y tienes el tercer ojo del conocimiento

 

Cuando invocamos a la Diosa Parvati con su mantra, estamos favoreciendo algunos aspectos del desarrollo personal como la unión entre lo masculino y lo femenino o la determinación para lograr objetivos.

 

Parvati es la Diosa del matrimonio sagrado y en yoga, se canta su mantra para la comunión en pareja, potenciar la vida sexual y para concebir.

 

Dones

 

Victoria sobre los obstáculos

 

Fortaleza en el ascetismo

 

Unión con un compañero de vida espiritualmente poderoso💚